Etiqueta en infidelidad conyugal

Infiel. Mi cónyuge me falló ¿Qué hago?

INFIEL

 Seis pasos a considerar cuando me entero que mi cónyuge es infiel

 

Infiel, palabra que hace temblar a los cónyuges. Pero, entendamos, la infidelidad en el matrimonio es una prueba que hay que superar. El matrimonio es un pacto. Es una obligación que se contrae. Partiendo de esto, cada vez que las personas nos cuentan sobre su cónyuge infiel, vemos que el mundo se les cae encima. Con esto dan pie a que otros problemas mayores vengan sobre sus familias. Por ejemplo: mala salud, descuido de los hijos, influenciar a los hijos con el conflicto entre los padres, provocar que los hijos entren en la contienda, que los hijos estén de un bando o del otro, mermas en las actividades de sus hijos, poca concentración en el trabajo del cónyuge abandonado y a veces hasta la pérdida del mismo, ocasionando con esto, que por la situación económica, también venga a ser otro agravante sobre la relación ya lastimada.

Es por eso que te traigo este articulo, con todo el amor de Dios.

Espera lo mejor, prepárate para lo peor y recibe lo que venga. (Proverbio inglés)

Paso 1

 

Entiende que tu cónyuge infiel, no te desprecia a ti, desprecia a Dios y su maravilloso plan en el matrimonio. Esto quiere decir que si tu cónyuge está en desobediencia para con Dios, está en serios problemas. Como tú juraste estar en las buenas y en las malas, tu deber entonces es interceder por tu cónyuge, como lo dice la Palabra de Dios. El cónyuge, cuando es infiel, atraviesa por las malas y no las buenas como se podría creer.

Entiende que tu cónyuge infiel, no te desprecia a ti, desprecia a Dios. Clic para tuitear

 

Porque ¿de dónde sabes, oh mujer, si quizá harás salvo á tu marido? ¿ó de dónde sabes, oh marido, si quizá harás salva á tu mujer? 1 Corintios 7:16 Reina-Valera Antigua (RVA)

Paso 2

 

Los trapos sucios se lavan en casa. No debo hablar de mis problemas conyugales con nadie. Por nadie entendemos: amigos, hermanos, padres, suegros; vamos, nadie. Tampoco hablaré ni bien ni mal cuando mi cónyuge es infiel. Lo prudente es que te busques un mentor y que él tenga experiencia en el tema. Alguien que, dé preferencia, haya pasado y haya salido de todo esto triunfante, y sobre todo usando los principios de Dios. 

 

Que enseñen á las mujeres jóvenes á ser prudentes, á que amen á sus maridos, á que amen á sus hijos, a ser templadas, castas. Que tengan cuidado de la casa, buenas, sujetas á sus maridos: porque la palabra de Dios no sea blasfemada. Exhorta asimismo á los mancebos á que sean comedidos; mostrándote en todo por ejemplo de buenas obras; en doctrina haciendo ver integridad, gravedad, palabra sana, é irreprensible; que el adversario se avergüence, no teniendo mal ninguno que decir de vosotros. Tito 2:4-8 Reina-Valera Antigua (RVA)

Paso 3

 

El matrimonio es un diseño de Dios. Muchos llegan a la vida familiar por medio de la unión de hecho. Muchos más llegan casados por todas las leyes, pero no se enteran de que van esas leyes. Entonces es necesario que, en este momento de drama en la zona de conflicto, se haga un alto y se comprenda de qué va todo esto del matrimonio. Para enfrentar entonces, con valentía, el tiempo que viene y que con toda seguridad vamos a sobrellevar y salir victoriosos.  

Así mismo vosotras, mujeres, sed sujetas á vuestros maridos; para que también los que no creen á la palabra, sean ganados sin palabra por la conversación de sus mujeres. 1 Pedro 3:1 Reina-Valera Antigua (RVA)

 

Vosotros maridos, semejantemente, habitad con ellas según ciencia, dando honor á la mujer como á vaso más frágil, y como á herederas juntamente de la gracia de la vida; para que vuestras oraciones no sean impedidas. 1 Pedro 3:7 Reina-Valera Antigua (RVA)

Paso 4

 

La intimidad sexual es una forma de servir al cónyuge y esto es permitido obviamente sólo entre esposos. Entonces jamás pensar que te has convertido en el amante de tu cónyuge. Mucho menos pretender castigar al cónyuge negándole la intimidad sexual. Negarse al cónyuge haría más grande el distanciamiento que pudiera estarse dando. Además,  negar tu cuerpo al cónyuge es contrario a lo que son las obligaciones conyugales. No hay mayor muestra de unidad que servir en este tema al cónyuge, aún cuando éste se encuentre en pecado, aun cuando este siendo infiel.

 

«No os defraudéis el uno al otro, á no ser por algún tiempo de mutuo consentimiento, para ocuparos en la oración: y volved á juntaros en uno, porque no os tiente Satanás á causa de vuestra incontinencia». 1 Corintios 7:5 Reina-Valera Antigua (RVA)

Paso 5

 

Cierra toda posibilidad de enterarte de situaciones que tu cónyuge infiel pueda estar haciendo desde la clandestinidad. Esto sólo hará una herida que te va a distraer de tus obligaciones maritales y entonces, en lugar de tener un cónyuge distraído venimos a tener dos. ¿Que sucederá con los asuntos de la familia si los dos cónyuges andan como atontados? Uno por un lado con su adulterio o infidelidad y el otro cegado por su idolatría.

 

Sobre toda cosa guardada guarda tu corazón; Porque de él mana la vida. Proverbios 4:23 Reina-Valera Antigua (RVA)

 

Paso 6

 

Si vas a interceder por tu cónyuge, enfócate en que tu oración te mantenga firme a ti. No hagas del ayuno y la oración a Dios un vano conjuro o un vano ritual. Recuerda que tus hijos van a estar observando el evangelio que vives y dependerá de ello el que tus hijos vean a Dios, allá muy alejado, lejano a ustedes o bien obrando con poder en sus vidas, de forma indescriptible. Oremos con frecuencia, porque la oración es un escudo para el alma, un sacrificio a Dios y un azote para Satanás. La Palabra de Dios dice:

Amonesto pues, ante todas cosas, que se hagan rogativas, oraciones, peticiones, hacimientos de gracias, por todos los hombres; por los reyes y por todos los que están en eminencia, para que vivamos quieta y reposadamente en toda piedad y honestidad. Porque esto es bueno y agradable delante de Dios nuestro Salvador; el cual quiere que todos los hombres sean salvos, y que vengan al conocimiento de la verdad. 1 Timoteo 2:1-4 Reina-Valera Antigua (RVA)

Deseamos que estos pasos sean grabados en tu mente y te recuerden tu propósito en este tiempo. Muchos matrimonios han sido restaurados a lo largo de la historia de la humanidad, aun cuando nadie daba un centavo por ellos. Aun cuando el cónyuge ha sido infiel. Eso se ha logrado, siempre, por la obediencia de tan solo un cónyuge. La obediencia de uno, bastara para que el matrimonio sea restaurado.

 

¡Déjanos tu comentario y únete a la conversación!

 

RonnieVBCarrera se considera un sobreviviente del adulterio, escribe y comparte sobre restauración personal y matrimonial. Puedes seguirle en Twitter @RonnieVBCarrera Este artículo procede del ministerio No Más Divorcios de En pos de Dios. El material publicado en esta página se encuentra disponible para ser compartido gratuitamente. Agradecemos su integridad al citar la fuente en respeto a nuestros derechos de autor.